Alfonso XAlfonso X

Aportación Cultural

Alfonso X fue llamado "el Sabio"con merecida razón, pues fue muy grande su labor intelectual como impulsor de obras científicas, jurídicas y literarias a lo largo de su reinado, así como de traducciones de valiosos tratados árabes. Con la colaboración de eruditos y sabios cristianos, musulmanes y judíos, organizó el estudio de diferentes ámbitos del conocimiento (Leyes, Historia, Ciencia, y Artes Recreativas) en los tres centros culturales de su reino: Toledo, Sevilla y Murcia. Durante esta labor se encargó de supervisar la documentación manejada por su grupo de colaboradores, formado por traductores, compiladores y autores originales, dejando siempre patente en esta labor de equipo su estilo personal.

La obra de Alfonso X se caracteriza por estar dotada de pretensiones enciclopédicas y por el apasionado cultivo de las lenguas vernáculas. Menéndez Pidal habla de dos épocas de creación: la primera (1250-1260), volcada a la traducción, mientras la segunda (1269-1284) corresponde a las obras originales, como sus dos crónicas o las Cantigas de Santa María. En esta última fase, y especialmente en su obra poética, se cree que participó más activamente el Rey Sabio, aunque por regla general su actuación se limitase a las tareas indicadas en un célebre pasaje de la General Estoria: "así como dixiemos nos muchas vezes, el rey faze un libro, non por que'l él escriua con sus manos, mas porque compone las razones dél, e las enmienda e yegua e enderesça, e muestra la manera de cómo se deuen fazer, e de sí escriue las qui él manda; pero por esto dezimos por esta razón que él faze el libro".

Las obras en las que intervino se pueden agrupar en los siguientes campos:

Escudo del Rey de Castilla y León     Obras Históricas

Las dos obras históricas alfonsíes son la Estoria de España y la General Estoria.

  • Estoria de España. Desde 1270 hasta 1275 el proyecto de escribir una Historia de España se convirtió en el objetivo cultural prioritario del monarca pero al llegar a su capítulo 616 lo abandonó; no obstante, su scriptorium continuó compilando y añadiendo materiales durante años. La Estoria, hasta el capítulo 616, abarcaba desde la historia romana hasta el reinado de Alfonso II el Casto, y es la parte considerada generalmente como alfonsí; no obstante, es la segunda parte la que con más frecuencia ha atraído la atención de la crítica, pues es en ella donde aparecen los cantares de gesta prosificados que tan importantes son para conocer nuestra épica castellana medieval.
  • La General Estoria se incia en 1272. Las pretensiones europeístas alfonsíes hacen que el proyecto de la historia española se abandone en detrimento de esta nueva empresa; en ella se relata la historia del mundo, dividiéndola en seis edades, según el modelo de los Cánones de Eusebio de Cesarea, revisados por San Jerónimo. Incluye los hechos de Egipto, Asiria, de los reyes de Inglaterra, de Babilonia, Media, Persia, Egipto, Grecia, Roma y la historia de España anterior al nacimiento de Cristo. La quinta parte está incompleta,así como la sexta, sólo pergeñada, y que hubiera llegado hasta los padres de la virgen María.           

 Subir

Escudo del Rey de Castilla y León      Obras Jurídicas

La obra jurídica alfonsí se inspira en el deseo de lograr la paz y unidad nacionales y, como la histórica, está redactada en romance. Las obras jurídicas son:

  • El Setenario: es la primera obra emprendida por Alfonso, comenzada a ruegos de su padre Fernando III y concluida cuando ya era rey. El libro, con rasgos claramente enciclopédicos, aborda numerosas materias de tipo eclesiástico.
  • El Fuero Real: fue redactado hacia 1255 y es la única obra legal que llegó a promulgarse en vida del monarca. El propósito del monarca era aquí el de abolir, mediante una única obra, la multitud de fueros legales particulares castellanos y leoneses.
  • El Espéculo: Esta obra ha hecho dudar a la crítica si se trata de una borrador de las Siete Partidas o de una obra posterior a ésta. Aunque fue enviado a todas las ciudades para que lo usaran, no se promulgó nunca en vida del monarca.
  • Las Siete Partidas: es la obra jurídica de mayor importancia de Alfonso X. Fue concebida como un tratado de derecho civil, penal y eclesiástico que regulara todos los aspectos de la vida. Las Partidas fueron sancionadas definitivamente por Alfonso XI en el Ordenamiento de Alcalá de Henares de 1348; desde ese momento, y en aquellas materias que sólo en este cuerpo legal se trataban, se usó comúnmente, se estudió en profundidad y se glosó. Especial fama tuvo, por sus títulos sobre los caballeros y el arte militar, la Segunda Partida.

Subir

Escudo del Rey de Castilla y León      Obras sobre Astronomía

Alfonso X fomentó la traducción de libros astronómicos y astrológicos, en especial de procedencia árabe y judía, traducidos por lo general al latín y de esta lengua al castellano. Como en el caso de las obras históricas y líricas, es difícil imaginar cuál fue la participación del monarca en estas empresas. La crítica ha aceptado que su labor se redujo, en la mayoría de las ocasiones, a la de organizador, director e inspirador del trabajo. Sin embargo, su participación en los prólogos de las obras mencionadas parece más personal.

  • Libros del saber de astronomía y
  • Cuatro libros astrológicos
  • Libro de las cruzes
  • Libro conplido en los iudizios de las estrellas,
  • Libro del cuadrante señero
  • Picatrix.
  • Lapidario, obra de Yhuda Mosca, incluye hasta cincuenta dibujos que representan figuras de animales zodiacales; en éste, la astrología aparece claramente ligada a la ciencia de las piedras y la medicina, algo propio de aquel momento.

Subir

Escudo del Rey de Castilla y León      Obras recreativas

Se escribieron por mediación de Alfonso X.

  • Libro del axedrez, dados e tablas, en la que el monarca posiblemente participó de modo personal y que recoge el simbolismo de las figuras y movimientos del ajedrez.
  • Libro de los animales que caçan traducción al castellano de un tratado cinegético árabe.

Subir

Escudo del Rey de Castilla y León      Aportación a la música

En el terreno musical creó la cátedra de música de la Universidad de Salamanca (1254) y fue protector y admirador de muchos trovadores, como Bonifacio Calvo, Guiraut, Riquier o Guillén de Cervera. Rey de un territorio donde convivían cristianos, judíos y musulmanes, Alfonso X, a diferencia de la gran mayoría de monarcas europeos de la época, protegió las herencias culturales de todas las culturas. El resultado musical más importante de estos esfuerzos fueron las Cantigas de Santa María, una compilación de 428 obras, la mayoría escritas en gallego, de las que se sabe que el rey compuso varias personalmente.

En esta obra se aúnan con brillantez las influencias romanas, visigóticas, árabes, hebreas y trovadorescas, se consiguen importantes innovaciones y constituye, en general, una de las obras principales de la Edad Media europea. Comprenden melodías gregorianas cantadas en lengua vulgar, motetes latinos cantados polifónicamente y su parte más importante procede directamente del folclore tradicional de los diferentes pueblos del reino de Castilla. Otras son directamente innovaciones de Alfonso X y su equipo de compositores.

La influencia de esta compilación sobre la música medieval europea fue muy grande. Han inspirado incluso obras de compositores actuales como Julián Orbón y Mauricio Ohana.

Subir

Escudo del Rey de Castilla y León      Obra literaria

Siguiendo la moda de la época, la producción lírica del monarca se escribe en gallego-portugués.

  • Las Cantigas de Santa María es una obra de colaboración pero con la huella personal y autorial del monarca; constituye un conjunto de 427 poemas, repartidos entre milagros marianos, cantigas amorosas y loores (una de cada diez, en lo que C. Nepaulsingh ha denominado una estructura de rosario) de la Virgen. La crítica ha señalado que el poeta Airas Nunes debió de tener una gran participación en la obra como organizador. Las Cantigas, asimismo, pensadas como un conjunto de 100 composiciones, crecieron en diversas etapas hasta albergar el número de composiciones mencionado desde 1270 hasta 1282. Las formas métricas utilizadas son abundantes, destacando entre ellas el uso del villancico. Los cuatro manuscritos que han conservado la obra (entre los que destaca el códice rico) nos han transmitido la música de muchas de ellas. Igualmente, estos manuscritos nos han transmitido las miniaturas que acompañaban a estas composiciones líricas, obra primorosa de la iluminación medieval.

Subir

Escudo del Rey de Castilla y León      Otros

Por iniciativa de Alfonso X el Sabio se tradujeron al castellano fábulas de origen hindú de Calila e Dimna, una labor llevada a cabo cuando aún era príncipe; desconocemos el grado de relación que pudo tener con obras que fueron igualmente preparadas durante el reinado de su padre, como diversas obras encargadas por el monarca a Juan Gil de Zamora, entre ellas un Ars musica, obras históricas y una colección de milagros de la Virgen María; además, a Alfonso X se le debe el encargo de las vidas de santos compiladas por Bernardo de Brihuega.

Subir