Cantiga 7

Viñeta 4

Anterior | Menú Cantiga 7 | Siguiente

Pero la dueña, sin tardanza, rogó a la madre de Dios; y como quien sueña, Santa María hizo sacarle el hijo...

 

*   *   *